Ricardo Becher, Recta final

Trailer

Sinopsis

Al cineasta, escritor y docente-maestro Ricardo Becher le gustan las decisiones extremas, tanto en su vida como en su obra. 
Ahora,  a sus 80 años comienza un nuevo libro llamado Recta final, sobre su experiencia geriátrica.
Lipgot retrata el presente del cineasta, al mismo tiempo que repasa su historia, desde sus primeros cortos y la colaboración con Torre Nilsson, pasando por la fundamental Tiro de gracia (1969) -película que desafió a su época y fue censurada-, llegando hasta el nuevo movimiento que Becher fundó con sus alumnos: el neoexpresionismo digital.
La relación con su pareja, el bailarín José Campitelli, y los encuentros con amigos, colaboradores y alumnos, marcan el presente de Becher y este documental, que se escapa a cualquier visión fúnebre, celebra la vitalidad, vigencia y herencia de una personalidad rebelde y liberadora.

Guión y Dirección: Tomás Lipgot
Producción: Tomás Lipgot
Edición: Juan Marino Morduchowicz / Tomás Lipgot
Música: Luciano Nieto
Cámara: Tomás Lipgot/Tomás  Larrinaga
Dirección de Sonido: Hernán Severino
Sonido Directo: Rufino Basabilvaso
Mezcla de Sonido: Gerardo Kalmar
Postproducción de Imagen: Esteban Perroud
Foto Fija: Marina Di Raimondo
Meritoria de producción: Sheila Rosmarín
Asesoría Legal: Estudio Raffo, Dirolli & Asociados
Asesoría Contable: Javier Foffani
Distribución: Cepa Audiovisulal SRL

Datos Técnicos: Argentina, 2010.Video HD.  70 min.
Producida por Duermevela con el apoyo del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA)

«Este documental queda como un merecido homenaje a uno de los realizadores más importantes y menos reconocidos de nuestro medio, que escapa a cualquier visión fúnebre para celebrar la vitalidad y la vigencia de esa personalidad tan rebelde como liberadora.» 
Adolfo C. Martínez: Diario La Nación. 

«Surge como un documental insoslayable para los cinéfilos argentinos, una excelente manera de reivindicar y -para no pocos- descubrir a una figura fundamental de la escena nacional de los últimos 50 años. (…) Puntuación: ★★★½ (sobre 5)»                                                         Diego Batlle: OtrosCines.com 

«Un relato sobre la dignidad humana.» Muy buena.                                  Ana Bianco, Página 12.

«Este documental celebra la vida y el arte encarados con riesgo, pasión y transgresión.» Muy buena.
Miguel Frías, Clarín.

«La escena del viaje en auto es una de las más hermosas escenas del cine argentino reciente.» Muy Buena.
David Obarrio, Cinemarama. 

«Un homenaje muy necesario.» Muy buena.                                 J.L.Fontana, La prensa.

Recta final, el documental de Tom Lipgot inspirado en mi novela del mismo nombre, más que un premio es ante todo un honor, un homenaje que no estoy seguro de merecer. 
Más allá del nivel de narcisismo que cualquier persona normal puede padecer, difícilmente tenemos plena conciencia de lo que somos y lo que hacemos. Es necesaria, “para conocernos mejor antes de morir” como le hiciera decir Marguerite Yourcenar a su Adriano, la mirada del otro y en este caso tengo el privilegio de acceder en mi propio lenguaje, el del cine, a la mirada aguda y benevolente de Tom Lipgot, que tiene para mí el valor agregado de ser la de un colega, discípulo y amigo. 
Recta final es la culminación de mi carrera en el cine, en el que asumí todos los roles, desde 2º ayudante de dirección -pizarrero- pasando por asistente, guionista, editor, documentalista, director de corto y largo metraje y finalmente docente y teórico.
Pero Lipgot, al incorporar a Recta final los fragmentos más representativos de mi obra, que tuve la libertad de elegir, y entrevistar a quienes han estado relacionados de una u otra manera conmigo, actores, colegas, productores, críticos, colaboradores y discípulos, me ha permitido expresar la esencia de mi concepción del cine y dejar registrada, casi como en un testamento, la teoría del neoexpresionismo digital -Ne.D- que expuse en mis clases en la Universidad del Cine, donde tomó forma entre un grupo de discípulos y dio lugar entre sus seguidores a una serie de cortos sorprendentes y a mi primer largometraje producto de esa concepción estética: El Gauchito Gil, la sangre inocente, que compartí en la dirección con Tomás Larrinaga, como Lipgot, colega, discípulo y amigo.
Mi agradecimiento a todos los que me acompañaron e hicieron  posible mi obra y este documental.

Ricardo Becher

Recta Final es la forma que encontré para agradecerle a Ricardo Becher las enseñanzas – vitales más que técnicas- que me ha transmitido.
Lo conocí  en la Universidad del  Cine donde lo tuve de profesor de Dirección II y III. No tardamos en hacernos amigos y tarde unos años en reconocerlo como mi maestro. Hay poca gente como él dispuesta a posibilitar el crecimiento y la apertura mental del otro. El ser humano contemporáneo parece estar abocado en la autodestrucción y la de todo lo que lo rodea.
Cuando fui a visitarlo al geriátrico donde se encuentra- luego de un tiempo sin haberlo visto- lo encontré activo en la escritura de su novela Recta Final, trascendiendo  así la decadencia humana que lo rodeaba. Cuando le comenté mi idea de hacer este documental, le dije que unos de los ejes inevitables iba a ser la muerte.
“La muerte, Tommy, el más misterioso de todos los viajes”, me respondió con sus ojitos brillosos de alguien abierto al enigma mayor.
Afortunadamente, Recta Final no es una película sobre la muerte.

Tomás Lipgot